Entrevistas

Entrevista a Hernán Pérez Loose, Doctor en Ciencias Jurídicas por la Universidad de Harvard, abogado especialista en Derecho Constitucional con maestrías de la Universidad de Nueva York y de Harvard. Es socio de la firma Coronel & Pérez y columnista del Diario El Universo.

Tema: La corrupción en el Ecuador

Entrevistador: Victor-Andrés Almeida Garcés (CESDE)

Guayaquil, 15 de Agosto de 2017

 

¿Qué es la corrupción para usted?

La corrupción es una de las plagas del Siglo XXI. Es una de las prácticas de violación de la ley a través de varios mecanismos en los cuales se aprovechan los funcionarios públicos y privados para enriquecerse; para abusar de fondos públicos, para violar la ley y escapar de responsabilidades. Siempre ha habido corrupción pero la corrupción en los últimos años ha crecido fenomenalmente en el Ecuador y en el mundo entero en general. Y yo creo que es uno de los males que aquejan a todos los países, a todos los gobiernos de izquierda, de derecha, federales, unitarios, no hay una distinción y es uno de los desafíos que tenemos como ecuatorianos y debemos de superarlo y de enfrentarlo.

No es correcto decir que antes de la Revolución Ciudadana no había corrupción, sin embargo, sí es cierto que en los últimos 10 años se incrementó. ¿Qué condiciones facilitaron este incremento?

La primera el dinero que hubo. Fue una situación inesperada en el Ecuador. Hubo unos ingresos, por los precios del petróleo, que nunca ha tenido. Hay varios cálculos, nos hablan de $300.000 millones, otros de $350.000 millones  incluyendo el endeudamiento, entonces el país nunca tuvo  tanto dinero en manos del sector público. La segunda, es que nos tocó un gobierno de corte autoritario, de corte populista que veía en las instituciones un estorbo en su práctica populista y esta comunicación directa con el pueblo y, saltándose la institucionalidad hizo que cayeran en desgracia todos los conceptos  y prácticas de separación de poderes, de control, de rendición de cuentas, etc. Y la tercera, la sociedad ecuatoriana que se vio encantada por el carisma de Correa y se entregó pasivamente; tomó una actitud pasiva y dejó que crezca este gobierno en su poder y jamás hubo un control como se esperaba que existiera habiendo tantos recursos.

¿Cree que la corrupción es exclusiva del sector público o existe también en el sector privado?

No, en todos los sectores existe este mal. Básicamente a la ley la violan y le hacen fraude a la ley , es decir que tienden a darle apariencia de legalidad a negocios, a actos jurídicos y a contratos. No es un monopolio ni de la izquierda ni de la derecha ni del sector público ni del sector privado. Lo que sucede es que en el sector público estas prácticas se hacen con dinero que no son de los funcionarios públicos sino que son del país pero en general esa es una plaga que corroe a toda la sociedad.

El presidente Moreno ha ofrecido una “cirugía mayor” contra la corrupción. ¿Dónde debe empezar esta cirugía para evitarla y/o combatirla? 

Lo que está haciendo ahora me parece bien: poner en orden lo más inmediato. Ayuda mucho que se transparente lo que sucedió, más allá de si se los detiene a los responsables y si se los enjuicia. El país se merece conocer qué se hizo con la plata, a dónde se fue, cuánto se robaron, cuánto se despilfarró porque esa es otra forma de corrupción. No solamente es cogerse el dinero, no solamente las coimas sino el despilfarro porque al final del día lo que se están despilfarrando son fondos públicos, entonces alguien se benefició del despilfarro obviamente. Dada a conocer esa realidad yo creo que es bastante. El segundo asunto es introducir reformas a todo nivel: en la estructura constitucional, legal e institucional. Hay cosas muy pequeñas que podría hacerlas ya el presidente, por ejemplo, podría poner un código de conducta sobre el comportamiento de los funcionarios públicos, es decir, tienen que hacer una declaración no solamente de sus bienes sino también de las industrias y comercios o actividades privadas que ellos han venido ejerciendo para ver si hay o no conflicto de intereses. Uno de los problemas básicos del funcionario público es esta zona gris del conflicto de intereses. Todos deberían y debemos llegar a un consenso de cómo la persona queda más que sea al descubierto, de qué sector proviene, cuáles han sido sus últimas actividades y advertirle obviamente que no puede tomar decisiones en esas áreas. Y así, hay infinidad de cosas. Se ha hecho mucho en otros países del mundo pero una reforma integral, no solamente legal. Y obviamente si él [Moreno] no ejerce mano dura contra quienes hayan cometido actos de corrupción, el riesgo es que se repita otra vez y esto no termine nunca.

Menos corrupción va de la mano con una justicia independiente. ¿Qué debe cambiar para que la el Poder Judicial cumpla sus funciones?

Eso es uno de los temas más difíciles, las reformas judiciales se ven a largo plazo y no son tan fáciles de hacer porque depende de muchos factores, por ejemplo: depende de que en la propia función judicial los magistrados jueguen un rol mas activo en promover su propia independencia y defender eso ellos mismos. No tenemos en el Ecuador… no hemos tenido lideres dentro de la función judicial que no caigan en la tentación electoral-politica, pero si personas que lideren. Un ejemplo como lo han tenido en Estados Unidos, en Brasil… por ejemplo ahora toda esta revolución judicial que esta habiendo.

Eso falta, un poco mas de compromiso, la función judicial se ha extremadamente burocratizado y es muy dependiente del partido oficial en los últimos diez años. Hay que hacer reformas a nivel del Consejo Nacional de la Judicatura, hacer mas transparentes los fallos de las sentencias, eliminar la figura de los conjueces o los jueces alternativos porque es allí donde hay mas facilidad de que se cometan irregularidades. Bueno hay una lista enorme que se debe hacer. Aunque sea difícil no hay que dejar de intentarlo.

Hoy tanto el Contralor como el Fiscal General de la nación están siendo investigados por corrupción. ¿Qué dice esto del sistema de justicia?

Es el sistema correista, acuérdese que estos dos funcionarios fueron defendidos y nombrados bajo un sistema perverso gracias al Consejo Nacional de Participación a pretexto de que se iba a transparentar o no se iban a politizar los nombramientos de estos funcionarios y vea las consecuencias. Dice mucho, es casi ironico, que el Contralor General del Estado, es decir, el magistrado encargado del controlar los fondos públicos sea una persona que esta siendo acusada de corrupción y que abiertamente recibía ,aparentemente, coimas de acuerdo a muchos testimonios.

Si solo pudiera elegir una, ¿cuál cree usted que es la institución más corrupta del Ecuador al día de hoy y por qué?

Eso es ponerlo a uno en una situacion muy difícil, yo creo que curiosamente la corrupción esta muy bien repartida, yo creo que por ejemplo la Corte Constitucional que tenemos, los fallos que ellos han dado, la colaboración que tuvo la C.C. en la creación de un poder autoritario por ejemplo. Eso es gravísimo. Si hubiéramos tenido una C.C. independiente y profesional yo creo que Correa no hubiera podido hacer ni la mitad de lo que hizo, pero lamentablemente no lo tuvimos. Tuvimos magistrados nombrados y usted los ve en su currículum, abiertamente venían de la función ejecutiva, eran ex funcionarios de la Presidencia de la República, etc. Es una de las instituciones que tiene mas responsabilidad junto con la Corte Nacional de Justicia.

¿De qué forma la corrupción resulta en un perjuicio para el ciudadano común?

Bueno ahí hay dos aspectos, hay un aspecto ético que es terrible, la corrupción es una. Además tira abajo, reduce casi a 0 el grado de predictibilidad que deberían tener las relaciones sociales porque realmente las normas jurídicas quedan sometidas a practicas de corrupción y entonces, lo que socava la corrupción es la confianza. La gente no puede tener confianza en las normas ni en las instituciones. Los resultados institucionales se van a definir en cuánto a las prácticas de la corrupción. Eso afecta enormemente el desarrollo económico y afecta el tejido moral de una sociedad.

¿Cree que en Ecuador y otros países latinoamericanos hay una suerte de tolerancia, o quizá, una resignación a tener una clase política corrupta?

Yo creo que hay mucha resignación, pero también hay ciertos visos de optimismo. Lo que esta pasando en Brasil , lo que ha pasado en Agentina, el escrutinio que se ha sometido la presidente de Chile, lo que ha sucedido en Peru. Son síntomas de que la sociedad latinoamericana si ha progresado en buena medida, sin embargo en el balance hay muchísimo que hacer, en los estudios de análisis internacionales los países latinoamericanos con excepción de Uruguay y Chile, están muy atrás como países de corrupción. Nosotros estamos entre los países más corruptos del planeta.

¿Piensa que el costo político y económico de las investigaciones judiciales es menor al costo de mantener una corrupción sistémica?  

Por supuesto. Es que es un conjunto, no solamente es la investigación judicial, es por ejemplo tener una prensa libre que ayuda muchísimo a tener asegurada y consolidada la libertad de expresión. Y es esto uno de los mejores instrumentos para combatir la corrupción. Fijese, un hecho importantísimo en la declave que estamos viviendo en el Ecuador fue precisamente por una labor periodística como son los Panama Papers. Los Panama Papers son los que realmente abren la compuerta; y comienza a hacerse público lo que es la corrupción empresarial por lo menos en el Ecuador. Y claro hubo otros factores como la caída del precio del petróleo que debilitó al gobierno, y sobretodo la decisión de Marcelo Odebrecht de delatar. Pero los Panama Papers siempre fueron decisivos, y esos fueron la obra de un grupo de periodistas, que quizá no fue muy ortodoxo la forma de obtención de información pero fueron decisivos. Y obviamente necesitaríamos de la función judicial y concretamente de la Fiscalía para que sea mucho más agresiva en su trabajo.

¿Qué riesgos tiene quien denuncia la corrupción en Ecuador?

Si, por supuesto , fijese todavía no se han modificado en la normativa legal todas las normas que existen en la Ley de Comunicaciones, en el Código Penal que de alguna manera ponen al ciudadano y a los periodistas en peligro de alguna manera, volviendo al caso Panama Papers. Pero en tal caso ponen al ciudadano en una situación de mucho temor.Fijese en la cantidad de personas que fueron enjuiciadas por ofender el honor de funcionarios públicos y ahora resulta que están involucrados en asuntos  de corrupción. Yo creo que eso tiene que eliminarse y un poco es la falta de participación en la vida pública lo que lleva a la corrupción, porque en la medida que las personas siguen… digamos se retraen o dejan pasar o no participan… no toman una actitud más positiva en la vida pública y es mas fácil obviamente para que la corrupción eche raíces.